Expedición de JBL 2015: California, Mar del Sur y Australia

La vuelta al mundo en 18 días

Aunque en la novela de Julio Verne los dos protagonistas necesitaran 80 días para dar la vuelta al mundo, también en 18 días se tienen muchísimas oportunidades para observar a los animales, realizar mediciones y, por supuesto, vivir experiencias únicas. El equipo de investigación de JBL, formado por 14 personas, estuvo un día en la isla Santa Catalina frente a Los Ángeles en California, 2 días en la isla de Moorea, 12 días en diversas regiones de Australia y, finalmente, en el desierto de Dubái.

El equipo

estuvo formado por 14 personas, 11 de las cuales fueron elegidas por sorteo. El director de la expedición Heiko Blessin, el jefe de ventas de JBL Didier Lergenmuller y el médico de la expedición Dr. Ludwig Neurohr eran miembros fijos del equipo. Silke y Maik Figura, de la región de Bremen, formaban junto a Hans-Jörg Buben y Andreas Geisler el grupo de Alemania del Norte, especializado en el ámbito de los animales de terrario y la ornitología. Nele Lechleiter y su padre Thijl estaban especialmente interesados en la fauna piscícola. Roland Wrobel de Kölle Zoo era el reconocido experto en agua salada y Sophi Pages dirigió las mediciones de datos herpetológicos de biotopo durante toda la expedición. Matthias Kahmann fue el responsable de registrar los datos y determinar las coordenadas GPS actuales, gracias a lo cual se pudieron asignar posteriormente los datos GPS a cada medición. Michael Schmölzing realizó análisis del agua en cada uno de los biotopos de agua dulce, y Alex Leuthäuser fue especialmente útil a la hora de seguir el rastro de los animales. Además, él documentó fotográficamente junto a Heiko Blessin cada biotopo sobre y bajo el agua.

    Isla Santa Catalina: desde gobios hasta el tiburón blanco

    Cuando salimos de Los Ángeles por la mañana temprano para ir a Santa Catalina en ferry, uno apenas se podía imaginar que nos esperaba un agua cristalina con una fantástica fauna y flora a tan solo media hora de distancia de L. A.

    Más información

    Isla de Moorea: una isla paradisíaca solitaria en medio del Pacífico

    Después de la fría corriente de California visitamos los arrecifes de coral del Mar del Sur, para visitar por último la Gran Barrera de Coral de Australia y poder hacer una comparación triple del Pacífico. Ya fuera del agua nos inundó el ambiente del Mar del Sur, que tanto conocemos de muchas películas.

    Más información

    2300 km de arrecifes de coral: la Gran Barrera de Coral de Australia

    Con más de 400 especies de coral y 1500 especies de pez, la diversidad animal es mucho mayor que la del Mar del Sur. Por motivos económicos, reservamos un viaje de un día en el Poseidon, con la sensación de que en él iban otras 200 personas más. La aglomeración era enorme, por lo que nos sentimos muy aliviados cuando llegamos al arrecife de Agincourt después de una travesía de 1,5 horas.

    Más información

    Resultados: agua salada

    Esta expedición nos ofreció la oportunidad de medir los parámetros del agua del Pacífico en tres lugares distintos durante la misma estación del año. Se midió la fría corriente de California en la isla Santa Catalina frente a la costa de Los Ángeles.

    Más información

    De las serpientes marinas a las serpientes terrestres

    Después de la Gran Barrera tuvimos dos días para realizar mediciones y observaciones en la selva tropical australiana. Para ello fuimos a los dos lagos Lake Eacham y Lake Barrine, así como a algunos ríos y arroyos con una flora y una fauna prometedoras.

    Más información

    Peces del fango y cocodrilos marinos

    Mientras recorríamos la costa de Port Douglas en dirección a Cairns paramos en un bello manglar. Rápidamente descubrimos numerosos peces del fango (Periophthalmus) que poblaban la arena, los cocos traídos por el agua y las raíces de los mangles.

    Más información

    Bosques submarinos a 30 cm de profundidad

    El último día estaba dedicado completamente a las plantas acuáticas y a los biotopos de los animales de terrario. Nuestro amigo Paul, que en Cairns tiene un establecimiento excelente especializado en acuarios, nos llevó a algunos lugares donde encontramos unas plantas acuáticas bonitas. Las plantas crecían en la fuerte corriente del arroyo, proporcionando refugio a los muchos animales que allí había (camarones y peces arcoíris).

    Más información

    De la jungla a la montaña sagrada en el Outback

    Aunque principalmente estábamos interesados en los reptiles y la investigación herpetológica, lógicamente también queríamos ver el Ayers Rock, denominado Uluru por los indígenas. El mismo día que llegamos, tras 3 horas de vuelo, conocimos de inmediato a los habitantes más numerosos del Outback.

    Más información

    Resultados: agua dulce

    Australia es el país de origen de muchos peces arcoíris, por lo que resulta muy interesante para nosotros acuariófilos. Nuestro equipo de investigación ha analizado cada río o lago de agua dulce donde encontramos peces o plantas. Un simple vistazo a la salinidad total (conductividad) muestra la capacidad de adaptación de los peces arcoíris:

    Más información

    Los charcos en el desierto del Outback

    Unos destinos populares de viaje en el corazón de Australia son las gargantas. Así llaman los australianos a unos desfiladeros en cuya base suele haber agua. Los turistas normales contemplan el agua con asombro, se refrescan a veces en ella y siguen su camino. Nuestro grupo sacó salabres y tests para el agua, se metió en el agua y le hizo fotos a todo lo que tuviese aletas o patas y nadara, andara o diera saltos.

    Más información

    Parámetros del agua extraños y plantas rojas en el agua sin hierro

    Muy cerca de nuestro campamento se encontraba la laguna Glen Helen. Ya de camino hacia la propia laguna vimos sales cristalizadas en el lecho del río por donde antiguamente pasaba el agua. El análisis del agua mostró una salinidad elevada con una conductancia de 5230 microsiemens/cm.

    Más información

    Las aguas del norte en Darwin: con o sin cocodrilos, esa es la cuestión

    Los últimos días de nuestro viaje a Australia nos llevaron a los parques nacionales Litchfield y Kakadú, al norte del Territorio del Norte. Ambos parques nacionales son famosos por su riqueza en fauna y, muy especialmente, por su gran cantidad de cocodrilos. Con respecto a los cocodrilos, solo hay que tener realmente cuidado con los cocodrilos marinos.

    Más información

    Resultados: herpetología

    Australia ofrece tantos biotopos diferentes que ¡tuvimos más mediciones que espacio en los formularios de análisis! En el Outback hemos registrado los niveles de UV más elevados que jamás hemos medido.

    Más información

    De desierto a desierto solo hay 12.000 km

    La expedición de JBL 2015 acabó realmente en Darwin. El vuelo de vuelta hizo escala en Sídney y Dubái hasta Fráncfort. Pero ya que uno está en Dubái, se puede aprovechar la ocasión para echar un vistazo al gigante desierto de arena de Dubái y al impresionante acuario de más de 50 m de longitud.

    Más información